miércoles, 11 de enero de 2017

Nueva colección "Estilo y poder americano" - N.o 1: Oldsmobile Super 88 convertible (Escala 1/43)



Saludos amigos coleccionistas!

En la ruta a la escala 1/43, el diario "El Comercio" acaba de lanzar la colección "Estilo y poder americano", la cual estará compuesta de 10 modelos representantes de la década de los 40 y 50.


Aquí la nota de prensa:

El sueño americano

Parte de la identidad de los estadounidenses es representada por su parque automotor. Autos grandes, de motores fuertes y ruidosos y muy espaciosos por dentro (lo suficiente como para llevar a una familia de los suburbios). Tras la Segunda Guerra Mundial, la industria americana se vio robustecida y la producción de autos grandes a precios económicos era algo que promovía la economía local. Así, los autos enormes con detalles como aletas de tiburón y detalles cromados en parachoques, platos y estatuillas eran la moda en una época en la que la abundancia y la exuberancia eran la forma de mostrar estatus en un país lleno de opulencia y confort.

Recordando la época del cromo en los parachoques y los colores pasteles en las carrocerías es que El Comercio nos trae ahora una nueva colección, llamada Estilo y Poder Americano, compuesta de diez autos a escala con muy buenos detalles.

Detalles de la colección

La nueva serie de autos a escala está compuesta de diez modelos a escala 1/43. El fabricante es New Ray y los acabados en modelado y pintura son acordes a la escala favorita del coleccionista tradicional.

Para conservar las formas originales de los autos, el fabricante ha tomado en consideración no colocar los sistemas pullback and go y el que hace las puertas retráctiles (sistemas que se encuentran en la escala 1/36, por ejemplo). La nueva serie se inicia el miércoles 4 de enero con el Oldsmobile Super 88 de 1955 en una bella combinación de color celeste con blanco (y obviamente cromo por todos lados), a este le siguen importantes íconos americanos como el Buick Roadmaster del 49, el Pontiac Star Chief Deluxe de 1955, un Cadillac convertible Series 62 y uno de los primeros Corvette (solo para nombrar algunos).

Cronograma de publicaciones

- Martes 10 de enero: 1955 Oldsmobile Super 88
- Martes 17 de enero: 1949 Buick Roadmaster
- Martes 24 de enero: 1955 Chrysler C300
- Martes 31 de enero: 1957 Pontiac Bonneville
- Martes 7 de febrero: 1955 Pontiac Star Chief Deluxe
- Martes 14 de febrero: 1959 Chrysler 300E
- Martes 21 de febrero: 1959 Cadillac Series 62 (convertible)
- Martes 28 de febrero: 1956 Ford Thunderbird
- Martes 7 de de marzo: 1957 Chevrolet Corvette
- Martes 14 de marzo: 1955 Cadillac Eldorado


Volviendo al tema, a fines del año pasado, realicé junto a mi esposa un viaje de vacaciones a Cuba, en nuestra estancia en La Habana, comprobé cómo los autos americanos que quedaron en la isla, específicamente los de los años 50 son ya una parte del paisaje e imagen de la ciudad y la vida diaria, para muestra un par de botones:

Buick Roadmaster 1957 en la Plaza de la Revolución (La Habana)

Chevrolet Bel Air 1956 (La Habana)

Como fanático de los autos, de todas maneras tenía que sacarme foto con uno de estos ejemplares... aquí, con un bello Chevrolet Bel Air.


Juntando los recuerdos de este viaje, me he decidido a coleccionar a todos estos ejemplares. Pero primero, a repasar lo que fue el modelo que corresponde a la primera entrega de esta coleccción: El Oldsmobile Super 88 convertible del año 1955.


El Oldsmobile 88

Info: Wikipedia

Correspondiente a la segunda generación (1954-1956), el "Eighty Eight" es completemente reestilizado con una carrocería más larga y cercana al piso, parabrisas envolventes y ventanas traseras. La distancia entre ejes aumentó a 122 pulgadas (3,1 m). Los modelos base volvieron a ser llamados simplemente "88s" después de ser designados como "DeLuxe 88s" por solamente un año y el "Super 88" era otra vez la serie superior (debajo del 98 más grande). El motor Rocket V8 fue ampliado de 303 a 324 pulgadas cúbicas impulsado por un carburador de dos barriles y con 170 caballos de fuerza (130 kW), mientras que el Super 88 llegó con uno de 185 caballos de fuerza (138 kW), versión con carburador de cuatro barriles. Además, un tablero acolchado (como elemento de seguridad) se convirtió en opcional, por $ 17.

Los modelos de 1955 fueron fuertemente cambiados en el frente con una nueva parrilla, luces traseras y cromo a los lados. Los caballos de fuerza para el Rocket V8 de 324 pulgadas cúbicas aumentaron a 185 para el 88 y 202 para el Super 88. A mediados de ese año, Olds introdujo la nueva carrocería de techo duro de cuatro puertas sin pilares, llamado "Holiday Sedan", tanto en la serie 88 como en la serie Super 88. El Oldsmobile 88 Holiday de cuatro puertas, junto con el cuatro puertas 98 Holiday , Buick Century Riviera y Riviera Especial, fueron los primeros cuatro puertas hardtops producidos. El aire acondicionado se convirtió en una opción. Los 88 tenían instrumentación completa.

Oldsmobile Super 88 convertible de 1955. Foto: ConceptCarz.com

Para 1956, los destaques de estilo incluyeron una nueva parrilla dividida en el frente y las luces traseras y la cubierta con marcos cromados, acompañados del cromado lateral. Los caballos de fuerza para el 324 Rocket V8 aumentaron a 230 para el 88 y 240 para el Super 88. Una nueva transmisión Jetaway Hydra-Matic de cuatro velocidades fue introducida para reemplazar la transmisión Hydra-Matic original que Olds había utilizado desde 1940. El nuevo Jetaway Hydra-Matic retuvo las cuatro velocidades hacia adelante y la unidad de acoplamiento de fluidos, pero añadió una nueva posición de "Parqueo" y ya no requería ajuste de banda como un mantenimiento de rutina especificado. En el interior, un velocímetro oval reemplazó la unidad redonda y un nuevo freno de estacionamiento accionado por pedal reemplazó la unidad anterior de la empuñadura en T.

Nuestro modelo

Del fabricante New Ray, nuestro Oldsmobile Super 88 se presenta en la combinación de colores "Blanco/Celeste", aunque bajo ciertas condiciones de luz, se torna beige. Los acabados, si bien tratan de mantenerse fieles al original, pecan de desproporcionados y burdos, sobretodo en el caso de los espejos retrovisores, los cuales han sido integrados al molde de la carrocería y no son piezas separadas como en el caso de otros fabricantes. El mismo caso es en la parte posterior. Las luces son pintadas de color plateado. Para guardar la armonía con el frente que sí es detallado, buscaré una manera de resaltar esa parte, ya sea con pintura o pedacitos de plástico rojo. El interior mantiene una estructura fiel al original, un gran timon cromado resalta a primera vista. Los parachoques delantero y posterior son piezas cromadas por separado, punto a favor para este modelo.

NOTA: Nuestro modelo corresponde al lote producido en el año 2000. Una versión "mejorada" es la correspondiente a la lanzada en el año 2012 (el de la foto), la cual presenta las luces posteriores detalladas y el añadido de un faro pirata.

Foto: Google (todocoleccion.net)

Exterior:
Abertura de puertas: NO
Abertura de Capot delantero: NO
Acabados de pintura: Buenos, color aproximado al modelo real
Espejos retrovisores: Integrados a la carrocería, desproporcionados
Presentación de luces delanteras: Buena.
Presentación de luces traseras: Pobre. Forman parte de la carrocería pintadas en color plateado.
Abertura de tapa de motor: NO
Suspensión: Ausente.
Ruedas: De goma, bien enllantadas y proporcionadas con la escala.


Interior
Asientos: Detallado básico.
Tablero: Detalles de botones en bajo relieve, presentación buena.
Timón: Cromado.
Pedaleras: NO
Tapicería: NO. Todos los acabados son de plástico.
Espejo retrovisor interior: NO

Ahora sin más, las fotos!


En resumen:

¿Pobre en detalles?: Sí. Obviamente que el modelo quizá no haya cumplido con los estándares que el coleccionista con algunos años en el hobby ya da por establecidos, opiniones habrán (incluso de darle el calificativo de malo para abajo), pero recordemos que lo bonito/chévere de coleccionar es eso, saber que ese autito existe, evocar al auto real al verlo y saber que uno cuenta con ese pedacito de historia en sus manos. 

¿Me gusta?: Sí, aunque hubiera esperado un poco más. No es un Altaya pero tampoco uno de retrofricción. Forma parte de mi paso a la 1/43.

Por mi parte, le doy un 6.5 a 7 de 10. 

Hasta la próxima! 

1 comentario:

Mar iano dijo...

Interesante coleccion, coincido plenamente con la parte final de la reseña, puede que haya modelos que no cumplan exhaustivamete con los detalles esperados, pero eso de tenerlo, evocar el coche real y su historia es un punto mas que importante.

Saludos !!